Me encantan los Beatles: para nadie debería de ser sorpresa.

(si te cayó de sorpresa, necesitamos desayunar un día. Tu pagas.)

Conozco toda su discografía, me sé muchas canciones de memoria y entre mi papá y yo competimos para recordar exactamente en qué disco viene qué canción y cuál le sigue. Él gana porque tiene como 30 años más de escuchar a los Beatles, pero yo me acerco.

Pero conforme los oí más y más (versiones remasterizadas FTW), empezé a darme cuenta de que en medio de la tradicional melcocha cincuenta-sesentera, había temas algo… extraños en sus canciones. Digamos, temas que a pocos les gustan y no particularmente por los que Los Beatles se volvieron famosos.

En este post quiero hablar de tres canciones en particular: Run For Your Life del album Rubber Soul, No Reply de Beatles for Sale y Getting Better de Sargent Pepper’s Lonely Hearts Club Band.

Estas tres canciones, separadas por años y por discos, tienen un tema en particular: si me las cantan a mí, me muero de miedo. Getting Better tal vez no tanto, pues después de todo habla de que las cosas van mejor, pero aún así…

De alguna manera, las tres canciones hablan de un tema abudante pero desconocido en las canciones de amor: relaciones dependientes, abusivas en algunos casos, enfermizas.

Veamos la primera canción, Run For Your Life:

“I’d rather see you dead little girl

Than to be with another man

You’d better keep your head little girl

Or I won’t where I am

You’d better run for your life if you can little girl

Hide your head in the sand little girl

Catch you with another man,

That’s the end, little girl.”

Una vez más, traducción mía,

“Preferiría verte muerto, pequeñita,

Que verte con otro hombre.

Manten derecha tu cabeza, pequeñita,

O no sabré donde me ubico.

Mas te vale correr por tu vida, pequeñita,

Esconder la cabeza en la arena, pequeñita,

Si te atrapo con otro hombre,

Es el fin, pequeñita.”

Otras línea interesantes de la canción: “Well you know that I’m a wicked guy and I was born with a jealous mind” (“Sabes que soy un tipo malvado y nací con una mente celosa”), y finalmente “Let this be a sermon […] Baby, I’m determined and I’d rather see you dead.” (“Que sirva de sermón: Nena, estoy determinado y prefiero verte muerta.”)

OH DIOS, qué romántico, ¿no?

No, para mí no, la verdad. Si me vas a querer tanto que me vas a pegar, la salida queda por allá y por favor no me pegues en el camino.

En la canción, además, no hay nada que indique que la “pequeña” sea infiel: es sólo una advertencia.

“Ahora que andamos, pequeña, te advierto que si te veo con otro te voy a partir la cara.”

Zaz.

¿Cómo sale una de ese agujero? Peor aún, los hombres celosos tienden a malinterpretar: me pasó hace ya mucho tiempo que yo no podía platicar siquiera con un amigo sin que mi novio lo resintiera. Y eso que era un amigo, alguien con quien yo no tenía intención alguna de salir nunca.

Una clase diferente de preocupación es la que me da No Reply. En este caso hablamos no de violencia sino de acoso, miren:

“This happened once before,

When I came to your door,

No reply,

They said it wasn’t you,

But I saw you peek through

Your window.”

(“Pasó una vez antes,

Cuando llegué a tu puerta

No hubo respuesta,

Dijeron que no eras tu,

Pero yo te ví asomada

En tu ventana.”)

Mmh, supongo que hasta aquí puede sonar como la historia de unos horribles padres de los años 60 que no permiten a su hija salir con el muchacho. Pero después continúa:

“I tried to telephone,

They said you were not home,

That’s a lie,

…..

‘Cause you walked hand in hand

With another man.”

(Traté de hablar por teléfono,

Dijeron que no estabas,

Eso es mentira,

…..

Porque te ví caminar mano en mano

Con otro hombre)

Aquí el problema es que en toda la canción no hay nada que indique que la chica a la que se le dedica sea la novia del cantante. Por todo lo que dice la canción, la chica puede estar saliendo con ese “otro hombre” mientras que el amable Beatle se sienta frente de su casa a esperarla, y molesta a sus padres preguntándo por ella… al grado en que los señores tienen que decirle que la chava no está.

Si pudiéramos actualizar la canción a la época moderna, puedo asegurar que el Beatle estaría siguiendo a la chica en Twitter, y cuando ella le bloquee el FaceBook crearía un perfil alternativo para seguirla siguiendo. Además, se haría amigo de los amigos de la chica y casualmente estaría en todas las fiestas a las que va ella. Está bien: al final todo se arregla a madrazos entre cada novio. Whooo!!

La última canción es el caso más grave, probablemente porque se nota menos. Todo Run For Your Life habla de matar chicas, todo No Reply me hace pensar en acoso. Pero Getting Better…


Getting Better es muy, muy optimista. Debería ser el himno del Club de los Optimistas. ¡HEY, puedes cambiar tu vida! ¡Para BIEN!

Pero el pequeño fragmento que dice…

“I used to be cruel to my woman

I beat her and kept her apart

From the things that she loved…

Man I was mean, but I’m changing my scheme

And I’m doing the best that I can.

I admit, it’s getting better,

A little better all the time.
Yes, I admit it’s getting better

Since you’ve been mine.”

(“Solía ser cruel con mi chica,

La golpeaba y la mantenía lejos

De las cosas que amaba…

Vaya, era malo, pero estoy cambiando las cosas

Y estoy dando lo mejor de mí.

Lo admito, va mejorando,

De poco en poco todo el tiempo.

Sí, lo admito, va mejorando

Desde que eres mía.”

¿Que QUÉ? ¿Que golpeabas a tu ex-novia y la mantenías lejos de lo que amaba? ¿Y que mejora sólo porque yo estoy aquí? ¿Y qué va a pasar el día que tengamos un problema? ¿Me vas a pegar a mí? ¿O se va a revertir todo?

No no no. Yo no voy a andar cargando con la responsabilidad de tu buen humor güey. No ando contigo para eso. Y tampoco me habías dicho nada de eso de ser bipolar.O las cosas se quedan bien o a ver que haces, porque a mí eso deque me mantengan lejos de lo que amo no me late.

Hombres. ¡PUF!

Sin un sólo hueso de romance (¿qué, no se notó?) le dedico esta entrada a mi pa, porque ya casi es día del padre aunque parece que ese no cuenta tanto. ¡Gracias por la educación musical, papá!

Anuncios